Antiinflamatorios y Hielo, ¿son realmente buenos luego de una lesión?

Publicado el: 19 Enero 2017 en: Entrenamiento / Kinesiología / Reinserción Deportiva por Paula Spoerer

Aprovechando la gran cantidad de blogs, artículos y conversaciones que se dan día a día con pacientes en relación al uso del  “antiinflamatorio” y “hielo”  luego de una lesión para disminuir la inflamación, expondré algunos puntos que sería bueno discutir con kinesiólogos, médicos y deportistas.

En la mayoría de los casos los pacientes se automedican y si no, es recomendado por médicos en urgencias o en sus consultas: antiinflamatorios (AINE) y hielo  para disminuir la inflamación  producida por una lesión. Ahora, ¿es realmente bueno interrumpir el proceso inflamatorio? Este  transcurso natural que permite que células regeneradoras invadan la zona para trabajar en ese tejido que se vio dañado, ¿ustedes creen que es errado? ¿Que el cuerpo no es capaz por sus propios medio de recuperarse? ¿Cuál es el efecto que genera el AINE en la reparación y remodelación? ¿Creen realmente ustedes que el cuerpo se equivoca?

Quiero que saquen sus propias conclusiones a partir de la siguiente información, validada y estudiada:

  • Las fases para una buena cicatrización o remodelación son:

 

  1. Fase Inflamatoria. Se produce vasodilatación, formación del coágulo. Es la fase en donde se produce la fagocitosis, la cual atrae a la zona los macrófagos (células inflamatorias) y produce liberación de sustancias (factor de crecimiento por ejemplo que estimulan la división celular), que regulan la inflamación para proteger a los tejidos, muy necesarios para la regeneración posterior. Vas a sentir dolor, se inflamará la zona, es posible que tengas un edema o hematoma y sentirás incapacidad de darle movimiento a la zona. El edema que puedes ver como “inflamación en la zona” es consecuencia de la liberación de Histamina, la cual actúa en la pared vascular, haciéndola “más porosa” para que puedan entrar al lugar células inflamatorias claves que limpiarán la zona. Este proceso dura aproximadamente 3 días.Tal como se llama al anti inflamatorio (AINE), lo que hacen es inhibir ciertas proteínas que ayudan a que ciertas  células inflamatorias lleguen a la zona del tejido, interrumpiendo este proceso.

 

  1. Fase Proliferativa: Tal como lo dice el nombre, es la fase en que “proliferan” los nuevos vasos sanguíneos y células que formaran el nuevo tejido, para entregar a la zona oxígeno y nutrientes. Los fibroblastos son células que forman colágeno, proteína que forma cada tejido de tu cuerpo. La forma en que se deposita el colágeno va en función de la resistencia que el tejido debe soportar.

 

  1. Fase Remodelación: La reparación del tejido comienza cuando se igualan los nivele s de producción y degradación del colágeno. Esta fase puede durar un año o más. Aumenta la resistencia del tejido a la tracción, la cual puede alcanzar el 80% de un tejido normal.

 

¿Creen ustedes que la fase proliferativa y de remodelación serán las adecuadas si se altera el proceso inicial de inflamación?

¿Cuándo es realmente necesario tomar Anti inflamatorios?
¿Serán necesarios ingerirlos CADA VEZ que se sospecha de una lesión?

 

Conversando con un amigo quiropráctico, me comentó que llaman a los AINES “pain killers”, ya los efectos “secundarios” (no deberían llamarse “secundarios”, tienen efecto directo) que tienen estos remedios en el sistema gastrointestinal, riñores e hígados, puede llevar incluso a la muerte. Ellos tienen la filosofía de que el cuerpo se recupera solo, siempre de adentro hacia afuera, entregándole un ambiente idóneo, como por ejemplo: controlando cargas, mejorando alimentación, activando la musculatura necesaria y ajustando la columna, conductor del el sistema nervioso central, clave para el correcto funcionamiento de todo cuerpo.

 

  • El sistema linfático es el que moviliza todos los desechos y líquido intersticial. “El drenaje linfático se ve facilitada por la contracción del músculo que rodea y por los cambios en fuerzas de compresión que empujan el  fluido al sistema cardiovascular. Esta es la razón por lo que la activación del gemelo funciona tan bien en la eliminación de la hinchazón”. La idea de que el hielo aumenta el flujo linfático para eliminar los residuos… ¿tiene sentido? ¿Ayuda realmente a disminuir la inflamación?   ¿No será mejor activar muscularmente la zona siempre en función de los rangos que la lesión permita?  Si hay edema estancad  ¿será porque la inflamación fue excesiva o porque el sistema linfático está funcionando lenta o inadecuadamente?

 

 

En un estudio muy antiguo, pero con fundamentos, aclara: “Cuando se aplica hielo a una parte del cuerpo durante un período prolongado, los vasos linfáticos cercanos comienzan a aumentar dramáticamente su permeabilidad (vasos linfáticos son tubos “sin salida” que normalmente ayudan a transportar los líquidos en exceso de tejido nuevo en el sistema cardiovascular). Como se mejora la permeabilidad linfática, grandes cantidades de líquido comienzan a verter a partir de los vasos linfáticos “en la dirección equivocada (zona lesionada) aumentando la cantidad de hinchazón y la presión local y potencialmente contribuyendo a una mayor dolor. (“El uso de la crioterapia en Lesiones Deportivas, “Medicina del Deporte, Vol. 3. pp. 398-414, 1986)

 

Por lo tanto, ¿tiene sentido ocupar hielo por períodos largos de tiempo? Al mismo tiempo, ¿convendrá inmovilizar una articulación si lo que ayuda al drenaje es la activación muscular?

 

En resumen, el cuerpo tiene sus procesos de protección y recuperación. No debemos interrumpirlos, es más, debemos potenciar a que ellos se concreten entregándole al sistema un ambiente equilibrado. Los antiinflamatorios deben ser consumidos en ocasiones estrictamente necesarias y el hielo en caso de necesitar una vasocontricción inmediata (no por más de 10 minutos) o en caso de pacientes crónicos que les ayude a disminuir el dolor. Tampoco debes inmovilizarte por completo cuando te lesiones, por lo contrario, comienza con activaciones  guiadas y un tratamiento de rehabilitación lo antes posible. Evita atrofia muscular, respeta los tiempos de cicatrización, entrégale al cuerpo un ambiente adecuado de recuperación y verás como éste se encargara de hacer el trabajo.

Comparte esta nota: